18 octubre 2017

Lo que te dé paz.







Haz lo que te dé paz, me dijo hace tiempo alguien que me quiere.




Intento pues, hacer lo que quiero hacer, con todo esmero y, si es posible, con amor y por amor.



No importa que haga mucho o poco, lo importante es que al hacerlo, cada día me sienta bien y sea feliz. 





A veces parece que estamos encadenados a formas de pensar, de hacer las cosas y sentir, pero somos libres y se puede pensar y hacer lo que se quiera y nos libere. 


Esa paz interior de hacer las cosas bien, sean grandes o pequeñas, se va hilvanando y cosiendo con puntada escondida... que solo la mano que lleva el hilo con la aguja se da cuenta.



De ese modo, a medida que el trabajo avanza, va apareciendo la belleza y saliendo lo que uno lleva dentro.




Y es posible que, sin quererlo, sin saber cómo ni por qué, en el trabajo y en la vida surja la unión con quienes, cerca o lejos, hacen, sienten o viven algo parecido. Tal vez sean los lazos invisibles que nos unen a los que vamos en camino. 


Os siento cerca y soy una más de la gran familia humana, aquí y ahora.


Un abrazo,
Ángela.

23 comentarios:

  1. Imagino como disfrutas haciendo estas labores que te quedan preciosas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Palabras muy bellas Ángela...sentirse en Paz, con todo lo que se mueve en el mundo no es fácil aunque si necesario ya que desde ese estado sale lo mejor de uno... de tus manos sale tanta belleza que se nota todo el amor que pones en cada puntada.Besos

    ResponderEliminar
  3. Así de bonito ha quedado. Desprende paz, alegría y cariño.¡Si es que cuando trabajamos en estas aficiones siempre ponemos lo mejor que tenemos!

    ResponderEliminar
  4. Una maravilla de trabajo, desprende paz y amor y el cariño con el que lo has hecho. Yo tambien en mi vida sólo quiero lo que me de paz y tranquilidad.
    Un abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
  5. No hay nada mejor que disfrutar con cada puntada!!!

    ResponderEliminar
  6. Todos preciosos y con una perfecta ejecución. Besos

    ResponderEliminar
  7. Poco o mucho la cosa es hacer. Entregarse al bienestar, permitirse estar a gusto, sentir la calidez del día a día. Acercarnos a nuestro corazón para expandirnos y ser.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Admirable trabajo. Y muy hermosas tus palabras.
    Enhorabuena
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Acertada sentencia. ¡Lo que te dé paz!… Por lo menos en intención. Ya que “lograrlo” no está enteramente en nuestras manos… ¡O sí! Pero para haber “alcanzado” ese punto habrá habido antes que limpiar/desbrozar lo que, como humanos, nos lo impide, nos lo cubre con el velo de lo “humano”. La paja que impide ver el grano. Las capas de cebolla que ocultan, ¡estando siempre ahí!, el núcleo.

    No es que lo parezca…, es que se está “encadenado” a ser «no libre». Y la única razón de nuestra existencia es liberarnos de «nuestras creencias, sentires y acciones». Y descubrir que, igual que ahora mismo que cae una fina y persistente lluvia y sin haber amanecido todavía, el petirrojo sigue cantando. El cumple su función primordial… ¡siempre!

    ¿Nosotros?…

    Sí, esa paz interior que señalas, y vives, es la clave de todo. En ella no hacen, no debieran, hacer mella las cosas del mundo…

    Tus trabajos, delicados siempre. Buen hacer y buen gusto. Clicando la imagen, una o dos veces, se aprecia la mano que sabe y camina. Pero lo que realmente destaca es la claridad con la que te expresas en palabras, reflejo ineludible de la claridad que anida en ti.

    Fuerte abrazo, Ángela.

    ResponderEliminar
  10. "Tal vez sean los lazos invisibles que nos unen a los que vamos en camino"... Mucha belleza guardas tú en tu interior y sale afuera en tus labores, en tus palabras. Siempre es una visita agradable pasar por aquí. Un abrazo y que sigas así, en el camino de la paz.

    ResponderEliminar
  11. Muy buen consejo, ...las aplicaciones son una monada !!
    Bss

    ResponderEliminar
  12. Al gran Miguel Angel le preguntaron cómo había conseguido hacer una obra tan maravillosa como "La Piedad" y de una sola piedra, el dijo - La escultura siempre estuvo ahí, yo lo único que hice fue descubrirla -. Estoy convencido que sin paz ni libertad sería imposible crear piezas de semejante belleza.
    Cuanta razón tienes Ángela en que hay que tender a encontrarlas y cuán difícil conseguirlo. Aunque con tus creaciones compruebo, no sin cierta envidia (sana), que si consigues obtenerlas, pues son fruto del sosiego, de la estética bien contemplada, del cariño y amor que pones en cada una y por eso son tan especiales. Enhorabuena por todas ellas y sigue haciéndonos disfrutar de tu paz. Un abrazo y muchos besos.

    ResponderEliminar
  13. Hacer lo que transmita bienestar y paz que bonito y que importante.
    No siempre se puede ,,,pero hay que intentarlo .Besos querida

    ResponderEliminar
  14. Nada hay como tener paz en la mente y el corazón!
    Un fuerte abrazo desde Venezuela

    ResponderEliminar
  15. Habría que recetar esta terapia a muchos-as para que se les despierte algún valor positivo y no nos metan en tanto lío. Con lo bien que se vive en PAZ... Ya tienes 18 bloques... preciosos y perfectos. Bss

    ResponderEliminar
  16. Que esa paz reine en cada uno de nosotros... el mundo girará de otra manera. Me ha encantado. Un fuerte abrazo y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  17. Paz bienestar,tranquilidad,amor,todo eso es lo que Tu llevas dentro y lo transmites tanto en tus trabajos,como estando a Tu lado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  18. Querida Ángela, te puedo asegurar que nos haces llegar esa paz que sientes al realizar tus creaciones! Cada entrada tuya está llena de dulzura, son tan delicadas tus labores y tan bien acompañadas con tus letras, que venir a visitarte es asegurarse un ratito de lo más agradable! Te vuelvo a felicitar por este nuevo trabajo, es una delicia!
    Un beso muy fuerte, te deseo un estupendo finde!

    ResponderEliminar
  19. Buenas tardes, Ángela.
    Comparto contigo tu filosofía de la vida y de su deambular por ella... Y hablando de deambular, he recorrido una parte de tu blog y he descubierto trabajos bellísimos, que me han fascinado.
    Me prestas alguno para ilustrar alguna de mis entradas?...
    (Por supuesto, citando la procedencia)

    Cariños y flores para ti

    ResponderEliminar
  20. Ángela, te digo, que tus reflexiones son siempre un remanso de paz, y eso cala hasta el corazón de tus lectores, por la sencillez y cercanía que transmites. Por lo que es evidente, que tu te encontraste a ti misma, hace ya mucho tiempo, y por eso nos regalas siempre lo mejor de ti. Lo cual es de agradecer.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  21. Yo también te quiero, Ángela, y admiro el bellísimo Arte que tus manso van construyendo con ese remanso de paz y armonía que contagia y eso es bueno.

    Ya hace mucho que no paso por este rincón, me van quedando atrás muchos blogs, no es abandono, porque recuerdo a todos, lo que pasa es que ya publico con pausas y ya no doy para más.
    Siempre es un placer ver tu Arte, tanto entre puntadas como en tus bellas letras. Mi más grata felicitación.

    Un abrazo y mi gratitud, por tu bonito hacer.
    Feliz semana, reina.

    ResponderEliminar
  22. Cada vez más busco lo que me da tranquilidad y paz y desde luego que en tu blog lo consigo, me encantan los trabajos que haces y como los acompañas de palabras que te salen del corazón.
    Un placer pasear por tu blog.
    Besos.
    Chary :)

    ResponderEliminar