15 junio 2019

Vivir sin esfuerzo

Respirar es vivir. Amar es vivir. Latir es vivir. Pensar es vivir. Pero todo, sin esfuerzo. Así de total y de sencillo.

Hacer lo que te gusta es también vivir y gozar de la vida. Caminar es vivir. No es llegar a la meta, es disfrutar del camino, del paisaje y de la convivencia.






Voy descubriendo que lo natural y lo sencillo me atrae y me transforma. Cada vez más simple. Me voy "descomplicando". Casi no distingo entre lo esencial y lo accesorio. Desde mi todo es importante, porque todo es yo.

Cuanto más espontáneo es todo, mejor me siento. Estar arriba, en mi taller, o abajo, en la cocina, ¿qué más da si estoy a gusto y soy feliz? Con música o en silencio, voy aprendiendo a estar conmigo.




Cuando salgo al jardín o voy al campo, siento las plantas crecer. Ellas no hacen ruido, hacen lo que tienen que hacer, sin prisa, sin esfuerzo. Preparan lo mejor de sí hacia lo alto, hacia la luz, y abren algo nuevo, su flor. 
Cada una distinta, sin compararse con otra, sin quejas, sin preguntas.








Y no se preocupan de las estaciones. Si tienen que dar fruto, cuando llega el momento, después de la flor, lo dan, y lo ofrecen sin mirar a quien, sin preguntar para qué.








Hace algún tiempo que no cuelgo en mi Blog, que trabajo sin subir lo que hago, que ni siquiera me esfuerzo en vivir, porque no es necesario para ser, para vivir, para sentir y gozar la vida.








No se puede ser ni tener más que a uno mismo. No hay que perder el tiempo en buscarse porque uno no se ha perdido ni está perdido. Con la única persona con la que quiero ir es conmigo y me encuentro muy bien acompañada, porque todos y todo va conmigo.






Hoy dejo este tapiz con casas variadas, en torno a una plaza de hexágonos que nacen de una estrella. Cualquier forma es posible y diferente si uno descubre la armonía. 
No hay relojes, el tiempo no existe. Solo hay formas y colores, y la luz en todo.
Un abrazo,
Ángela

20 comentarios:

  1. Ohhhh Ángela cuanto transmites, bien sea cuando escribes, coses, observas a la naturaleza y la dejas que lleve su ritmo sin prisas. Seguramente en la cocina seas igual de "buena" y en otras cosas que a través de la pantalla no se ven o perciben. Es un placer visitarte. Por cierto ese Quilt es precioso. Un beso

    ResponderEliminar
  2. Que bonito tapiz y tus letras, transmiten paz, me encanta respirar de ellas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Son maravillosas tus reflexiones y me siento también identificada con ellas.Estoy en esa misma sintonía. Desde hace algún tiempo yo tampoco me planteo nada, simplemente vivir y disfrutar cada minuto, cada cosa que hago. Todas son importantes y valiosas, aunque lo cotidiano que hay en ellas las haga parecer lo contrario.
    Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  4. Manitas de oro ,refleja en cada tapiz y en cada palabra la nobleza de su corazón

    ResponderEliminar
  5. Cuánta belleza, cuánta ternura, cuánto sentimiento...
    MARAVILLOSA REFLEXIÓN!!!
    TE QUIERO MUCHO!!!

    ResponderEliminar
  6. Naturales palabras, naturales sentimientos, que dan cauce a un trabajo, natural, que como las margaritas en la pradera, surge...

    Fuerte abrazo Ángela.

    ResponderEliminar
  7. Maravilloso lo que dices.
    Para no olvidar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Hola Ángela! Precioso y maravillosa labor.
    Me cautivan tus sentimientos, sobre todo cuando haces alusión a la sencillez, a la felicidad...
    Hoy aprendí a ser mejor persona, a ver la vida de otra forma más sencilla. Mil gracias! Un abrazo muy grande. MarinitaPF.

    ResponderEliminar
  9. Tu "filosofía" de hoy me recuerda a Lope y aquello de " A mis soledades voy, de mis soledades vengo, que para estar conmigo, me bastan mis pensamientos" si no recuerdo mal. Un tapiz divino, con las dos cosas que me gustan del patch, los exágonos y las casitas. Lúcelo mucho, un beso

    ResponderEliminar
  10. Así es. Vivir despacio, aspirando los olores, los colores, las cosas fáciles y las difíciles... es la única manera de disfrutar lo que la vida nos ofrece a diario.
    Un abrazo y un 👏 para tu tapiz.

    ResponderEliminar
  11. Hola Ángela!

    Me encanta como transmites tus palabras, tan bonitas
    El tapiz es una maravilla amiga

    Muchos besos cielo

    ResponderEliminar
  12. Tanto el tapiz como tus reflexiones sobre la vida me parecen estupendas. Abrazos

    ResponderEliminar
  13. Ángela que bien se te da escribir. Un saludo desde Almería

    ResponderEliminar
  14. Siempre, aparte de tus bellos y personales trabajos, me encantan tus textos tan desbordantes de íntima poesía.

    Abrazo grande, grande, Ángela, Muyfeliz sábado

    ResponderEliminar
  15. Querida Ángela, qué bellísima entrada, qué placer tan grande venir a visitarte y dejarse llevar... entre tus letras... entre tus trabajos... e irte con una sonrisa en los labios por este ratito tan agradable!
    Me ha gustado mucho tu frase "no hay que perder el tiempo en buscarse porque uno no se ha perdido ni está perdido", cuánta razón tienes, no hay que pensar tanto, sólo ser uno mismo y ser feliz cómo se es.
    El tapiz es una delicia, qué armónico se ven hexágonos, casitas y flores, todo un conjunto de ensueño!
    Muchos besos!

    ResponderEliminar
  16. ¡Qué maravilla de trabajo, Ángela! Tienes razón, cuánto tenemos que aprender de las plantas, ellas sí viven sin preocupaciones.

    ResponderEliminar
  17. Nada mejor para definir como se puede ser feliz, es, esta frase tuya, que te he copiado: "Hacer lo que te gusta es también vivir y gozar de la vida. Caminar es vivir. No es llegar a la meta, es disfrutar del camino, del paisaje y de la convivencia.".
    En cuanto al tapiz; yo hablo muchas veces en mis entradas de la "fantasía popular", y en esta ocasión, me toca a mi, ya que veo en él una preciosa Plaza Mayor, como las hay en todos los pueblos y ciudades de España pero, no tan bonita y original como la tuya; además, única, como tu bien dices, ya que ha nacido de una estrella, y esa "Estrella" eres tu.
    Con todo cariño.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Qué lindo tapiz, y tiene más significado si veo su creación junto a esta reflexión tan honesta. Gracias por el mensaje de templanza que recibo de tus palabras. Gracias por la enseñanza de apreciar las cosas simples, pero hermosas; es un recordatorio que nunca está de sobra.

    ResponderEliminar