21 octubre 2011

Marta y Rubén


Otro babero Marta, seguro que ni los necesitas. Pero que sepas que éste lo hice expresamente para ti después de conocer ¿cómo te vas a llamar. Avanza tan de prisa la ciencia y hay tantos adelantos, que mamá a parte de sentirte y de verte y de llevarte en su barriguita, y darte todo su cariño, quería saber cómo te iba a llamar. En cuanto lo supo, me uní a su alegría, con unas telas, para que a ninguna de las dos se os caiga la baba.









Rubén, como sabes, al venir junto con tu hermana, habéis multiplicado por dos las esperanzas, la alegría, y todo. Tus papás lo tienen todo a punto. La forma de mostrarte nuestra alegría, era que tú tengas tus cosas, y crezcas y juegues con ellas. Dile a mamá que éste es el tuyo, y que no se confunda.

1 comentario:

  1. pero que buenos paseos darán esos pitufinos, en los saquinos que les preparaste besinos

    ResponderEliminar